La asociación Jáslem dedicada a la discapacidad intelectual realiza un almuerzo benéfico en Tenerife

Con sede en Santa Cruz de Tenerife, la Asociación Educativa-Formativa Jáslem, cumplirá el próximo 19 de marzo su segundo año de existencia. El día 10 de marzo celebra su segundo almuerzo benéfico para recaudar fondos.

En el mundo de las organizaciones no lucrativas (ONL), la búsqueda de recursos económicos para poder implementar, desarrollar y ampliar sus programas de intervención, es fundamental. Englobado en las diferentes acciones desarrolladas en este sentido, la Asociación Jáslem celebra su segundo almuerzo benéfico anual en la Sala Sánchez Bacallado, Guamasa. En este almuerzo, uno de los momentos más divertidos es el sorteo de todos los regalos donados por muchas empresas de la isla que, desinteresadamente, muestran su apoyo a los fines de Jáslem. Más de 50 empresas están colaborando y se espera superar los 200 regalos.

Pero, quién es Jáslem. Formada por personas con una amplia experiencia en el asociacionismo y en el campo de la atención a la discapacidad intelectual, luchando por la integración del colectivo en todos los ámbitos de la sociedad, por promover acciones de concienciación a la población y por dar voz a un colectivo que muchas veces permanece silenciado, Jáslem nace con vocación de servicio público. En sus estatutos se recogen los fines de la asociación, entre los cuales figuran, aparte de la atención directa con el colectivo de personas discapacitadas en todas las etapas de su vida, extender sus recursos y apoyos a todos los sectores de la comunidad educativa. Una de las labores desarrolladas es proporcionar apoyo, formación, materiales adaptados y  acciones coordinadas a los centros educativos.

Una vez finalizada la etapa de escolarización, el panorama cambia drásticamente para las personas con discapacidad intelectual. Es muy difícil que opten a estudios superiores o a una formación profesional que les permita acceder al mundo laboral. Muchas de ellas se ven avocadas a permanecer en sus casas, sin perspectivas de futuro, con consecuencias nefastas en su autoestima,  en su salud física y mental,  y en la de sus familias. Desde las Administraciones se hace un esfuerzo por ofrecer recursos a este colectivo, pero nuevamente los medios son escasos. Jáslem aporta programas formativos que dan respuesta a estas necesidades.

 

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram