Noticias Tenerife Investigación en curso sobre el piloto de un dron que causó un accidente en un centro ecuestre en Tenerife

- Publicidad -

Investigación en curso sobre el piloto de un dron que causó un accidente en un centro ecuestre en Tenerife

El piloto, que operaba sin la certificación necesaria y en espacio aéreo controlado cerca del aeropuerto Tenerife Sur, enfrenta posibles multas por infracciones a la Ley de Seguridad Aérea

- Publicidad -Culturarte Granadilla Abona
- Publicidad -

El Equipo PEGASO de la Guardia Civil, especializado en gestión aeronáutica y seguridad operacional en el Aeropuerto Tenerife Sur, ha iniciado una investigación sobre un incidente causado por un dron.

El piloto del dron está siendo investigado por causar un accidente en el que una joven jinete cayó de su caballo en un centro ecuestre en el sur de Tenerife, resultando en lesiones menores.

La investigación se puso en marcha después de recibir una denuncia en la estación principal de la Guardia Civil en Guía de Isora. Los agentes del Equipo PEGASO recopilaron pruebas suficientes para determinar que el incidente pudo haber sido causado por un dron volando a baja altura cerca de los caballos del centro ecuestre. Esto llevó a la localización del dron y la identificación de su piloto, un hombre adulto residente en Tenerife y propietario del equipo.

Es importante señalar que el piloto bajo investigación no poseía el certificado requerido para pilotar drones de más de 249 gramos y no estaba registrado como operador en la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA). Además, el dron no estaba asegurado y el vuelo se realizó en espacio aéreo controlado cerca del aeropuerto Tenerife Sur, sin la debida autorización de la AESA ni coordinación con los controladores aéreos.

En base a estos hechos, los agentes del Equipo PEGASO han presentado las diligencias correspondientes por un presunto delito de lesiones por imprudencia al Juzgado de 1ª Instancia e Instrucción Nº 3 de Granadilla de Abona.

Además, el piloto ha sido denunciado ante la Agencia Española de Seguridad Aérea (AESA) por varias infracciones a la Ley de Seguridad Aérea de 2003. Estas infracciones pueden resultar en multas de hasta 225.000 euros para operadores recreativos y hasta 4.500.000 euros para operadores profesionales, que pueden aumentar si las acciones imprudentes resultan en accidentes, lesiones personales o daños materiales.

- Publicidad -spot_img

Articulos anteriores