AEGC pide a la fiscalía que actúe de oficio contra los convocantes del escrache a la casa cuartel de lleida

La Asociación Española de Guardias Civiles considera que esta convocatoria es un nuevo acto de odio y acoso contra unos funcionarios públicos y contra sus familias.

La Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC), Asociación que engloba todas las Escalas y Empleos de la Guardia Civil, por medio del presente comunicado pone en conocimiento de la opinión pública en general lo siguiente:

El próximo viernes a las 20 horas se ha convocado ante la Casa Cuartel de la Guardia Civil en Lleida una “pseudoconcentración” en contra, dicen los convocantes, de las fuerzas de ocupación, es decir de los integrantes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, y en este caso concreto contra nuestros compañeros guardias civiles que viven con sus familias en esta Casa Cuartel. Para AEGC esta supuesta concentración es una muestra más del odio y acoso al que están siendo sometidos los guardias civiles en Cataluña, donde cualquier excusa sirve para montar un escrache o para acosar en las escuelas a los hijos de los guardias civiles, como ha ocurrido en Sant Andreu de la Barca (Barcelona) o en la Seu d’Urgell. En esta ocasión el pretexto es concentrarse en defensa de los condenados de Alsasua y del condenado rapero Valtonyc.

Para AEGC el viernes volveremos a asistir a otra situación de acoso envuelta bajo la bandera de la libertad de expresión, pero una vez más solo se tratará de amedrentar y acosar a los que no piensan como ellos, es decir, actos de odio y motivados claramente por temas ideológicos. Las mismas razones que han llevado a la Audiencia Nacional a condenar a los jóvenes de Alsasua, por este motivo desde AEGC esperamos que la fiscalía vigile todo lo que ocurra este viernes ante la Casa Cuartel de Lleida por si, lo que consideramos un escrache, pudiera ser constitutivo de delito y, que por tanto, actúe de oficio en defensa no sólo de los guardias civiles que viven en esta Casa Cuartel sino también en defensa de las familias de estos servidores públicos quienes también sufren este acoso. Desde AEGC recordamos a los convocantes, por si lo han olvidado, que el viernes con su concentración en defensa de unos condenados tambien estarán hostigando y amedrentando a menores, cuyos derechos esperamos que fiscalía sepa defender.

Situaciones como las vividas en otras poblaciones de Lleida como Solsona o Ponts, son un ejemplo de lo difícil que es para nuestras familias el día a día en Cataluña y lo complicado que es para nuestros compañeros hacer su trabajo o sencillamente moverse en libertad por la comunidad sin el temor a ser acosados.