Un agente de la Guardia Civil adopta un perrita rescatada por maltrato en La Gomera

Perrita adoptada por un agente de la Guardia Civil de La Gomera.

El agresor ha sido condenado por sentencia judicial como autor de un delito de maltrato animal.

Agentes de la Guardia Civil pertenecientes al Servicio de Protección de la Naturaleza (SEPRONA) de Garajonay en la isla de La Gomera, instruyeron diligencias el pasado día 16 de febrero del presente, en las que investigaban a un hombre de 76 años de edad, vecino del municipio de San Sebastián de La Gomera, como presunto autor de un delito de maltrato animal.

Los hechos sucedieron el pasado día 15 de febrero del presente, cuando un vecino escuchó los alaridos de un perro que parecían ser de sufrimiento, por lo que avisó a la Guardia Civil para que acudieran al lugar, manifestando que un hombre estaba golpeando a un perro con un palo. Posteriormente, el vecino dejó de escuchar los fuertes alaridos del can, por lo que cuando los agentes llegaron tanto el hombre como el perro habían desaparecido.

Los agentes comenzaron a inspeccionar la zona por si el perro pudiera estar mal herido por las inmediaciones, hasta que pudieron observar que el animal había sido arrojado a un paraje abrupto y escarpado, tras proceder a llamarlo desde lo alto, pudieron observar que el animal levantaba lentamente la cabeza, pero debido a que la zona era de   difícil acceso, por la gran cantidad de tuneras existentes en la zona, decidieron proceder a buscar el material necesario y oportuno para poder rescatar al can, que tenía evidentes síntomas de estar con vida.

Finalmente, uno de los agentes, acompañado de un montañero particular que se ofreció para prestar su ayuda, llevaron a cabo las maniobras oportunas para llegar hasta el animal herido y proceder cuidadosamente a introducirlo en el trasportín oficial, ya que presentaba heridas graves en la cabeza, pudiendo haber sido realizadas con un machete o similar, llegando alguna de ellas al cerebro, así como la pérdida de un ojo y de masa encefálica. Los agentes consiguieron subirlo hasta zona segura para su traslado a Centro Veterinario colaborador.

En el momento que se procedía a recoger los materiales para desplazar al animal al Centro Veterinario, los agentes observaron cómo sobre una tunera se encontraba de “cúbito supino”, lo que parecía ser  otro can muerto y relacionado con las diligencias que instruyeron, por lo que también procedieron a recoger el cuerpo para su traslado a Centro Veterinario y la realización de la necropsia para determinar si el mismo también había sido maltratado, ya que era reciente y tenía una gran herida en la cabeza.

El agresor del can fue condenado por el Juzgado de Instrucción de San Sebastián de La Gomera como autor de un delito de maltrato  animal.

En la tarde del día de ayer el can agredido, que ha estado ingresado desde el pasado 16 de febrero en un Centro Veterinario colaborador ubicado en San Sebastián de La Gomera, fue dado de alta y entregado en adopción a uno de los agentes de la Guardia Civil que participó en su rescate, ya que desde que ocurrieron los hechos descritos anteriormente, transmitió junto a su familia su deseo por adoptar al animal, una vez finalizara su recuperación.

 

Deja tu comentario