Las Kellys denuncian que el Mare Nostrum despidió a una trabajadora embarazada

Las representantes de las camareras de pisos denuncian que una compañera que trabajaba en el Hotel Mare Nostrum Resort fue despedida injustamente, esta trabajadora comunicó a la empresa mediante burofax su estado de embarazo.

La Kellys declaran que, “esto no gustó a la empresa, que aunque sabe que está trabajadora ya es personal fijo del hotel, se escuda en una finalización de contrato para negar una vez más derechos a las mujeres”.

Hace un par de años las Kellys decidieron organizarse para reclamar sus derechos. Han sido víctimas de la externalización y muchas de ellas se han quedado fuera de las plantillas de los hoteles, sin derechos y expuestas al despido cuando están de baja.

Reivindicaciones de las Kellys

La Asociación de Kellys ha expresado a través de su manifiesto una serie de reivindicaciones que van desde la negativa a la externalización del servicio para evitar diferencias salariales y la explotación y para ello piden reformar el artículo 42 del Estatuto de los Trabajadores (sobre subcontratación de obras y servicios). Otras de sus demandas se centra en la prevención de riesgos laborales, realizar estudios para la evaluación de trabajos y cargas de trabajo y adecuarlos a la realidad. Asimismo, exigen claridad sobre los acuerdos que se adopten respecto a las enfermedades laborales. Por último, también solicitan que se establezcan coeficientes reductores para tener mejores pensiones y el reconocimiento de trabajo penoso teniendo en cuenta que es un trabajo físico.

 

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram