La oposición de Arona denuncia, de forma conjunta, la paralización de los órganos de gobierno

Desde el gobierno de Arona se considera que los únicos que están generando, permanentemente, situaciones de inestabilidad son los grupos de la oposición, que han convertido los ataques al alcalde en su único proyecto, lo que muestra un agotamiento de ideas alarmante. Mientras, éste está centrado en la resolución de los problemas del municipio, el paro como el principal de ellos.

Los partidos que conforman la oposición en el Ayuntamiento de Arona han denunciado la no convocatoria de las comisiones de trabajo previas al Pleno, lo que implica la paralización de los órganos de gobierno del municipio. Se trata de una situación que ya se produjo el mes pasado y que ha llevado a los portavoces de los diferentes grupos a reivindicar “el derecho de la oposición a fiscalizar el trabajo del gobierno, algo que se nos está hurtando y que nos impide, en definitiva, poder velar por la mejor defensa que cada uno entiende de los derechos de toda la ciudadanía del municipio”.

Este mes, tan solo se ha convocado la Comisión de Medio Ambiente, una circunstancia que va en contra de lo que establece el reglamento de funcionamiento del Ayuntamiento, que obliga a convocar las comisiones de trabajo, existan o no expedientes para dictaminar, tal y como ha confirmado la Secretaría del Ayuntamiento. “El objetivo de las comisiones no es solo dar cuenta del trabajo del propio gobierno, sino que los partidos de la oposición podamos llevar propuestas sobre diferentes ámbitos, una posibilidad que se nos está negando de forma sistemática”, aseguran, y que deja fuera, por tanto, “muchas preocupaciones ciudadanas a las que el gobierno no atiende y sí lo hacemos los diferentes grupos”.

Actualmente, el gobierno se escuda en el hecho de que no existen expedientes para dictaminar, pero los grupos de la oposición ven “falta de cultura democrática”, y se preguntan, como muchos ciudadanos, “si no existen asuntos sobre los que es necesario debatir antes de tomar decisiones en los órganos colegiados”. “Tenemos denuncias que nos hacen llegar relacionadas con la falta de seguridad, los dramáticos índices de desempleo, la paralización del área de urbanismo o la falta de recursos de los servicios sociales, entre otras cuestiones, y lo único que parece es que son temas que no interesan a este gobierno”, sentencian.

Los portavoces de la oposición ven en la situación “dantesca” de la política en Arona “la verdadera causa por la que no se convocan las comisiones de trabajo, ya que el gobierno parece estar más preocupado, o al menos dedica mucho más tiempo, a garantizarse sus puestos que al desempeño de su función como gerentes públicos, que es para lo que los ciudadanos les prestaron su confianza en las últimas elecciones”.

“La situación en Arona no está para juegos de sillas; somos el municipio que más ha incrementado el paro en 2020, superando la cifra de los 13.000 desempleados; las circunstancias son lo suficientemente dramáticas como para abandonar el circo y tomarse en serio la labor que debe realizar un gobierno en este contexto”.

Desde el gobierno de Arona se considera que los únicos que están generando, permanentemente, situaciones de inestabilidad son los grupos de la oposición, que han convertido los ataques al alcalde en su único proyecto, lo que muestra un agotamiento de ideas alarmante. Mientras, éste está centrado en la resolución de los problemas del municipio, el paro como el principal de ellos.

En cuanto al dato del desempleo, este no es ciertos. Las cifras de paro, además de que no deberían usarse de forma partidista, indican un incremento del 68% interanual, un porcentaje muy similar a los de San Miguel o Granadilla, gobernados por CC, y muy por debajo de Santiago del Teide, del Partido Popular. Mientras que otros como Adeje superan el 80%.

 

YouTube
YouTube
Instagram