Las camareras de piso dedican 9 minutos por habitación y se sienten explotadas

Manifestación Kellys en Los Cristianos.

El sábado 25 de agosto unas 300 personas se concentraron en la Plaza de Los Cristianos en el municipio de Arona para reivindicar sus derechos y mejoras en el desempeño de su trabajo.

Esta manifestación fue secundada por CCOO, UGT y de todos los partidos de izquierda, el acalde de Arona, José Julián Mena, asistió acompañado por varios concejales del consistorio.

Manifestación Camareras de Pisos en Los Cristianos

eldigitalsur.com | Las camareras de piso dedican 9 minutos por habitación y se sienten explotadas. Puedes ver la noticia en el siguiente enlace:

Publicada por El Digital Sur en Domingo, 26 de agosto de 2018

Angelina Martín, representante de Kellys Canarias, nos comenta que la convocatoria se hizo a nivel nacional, “estamos reivindicando todos los derechos y la falta de compromiso de las administraciones públicas de la inspección de trabajo y las patronales hoteleras, reivindicamos la jubilación anticipada, la sobrecarga laboral, que se controle la medición de tiempos reales y sobretodo que la explotación se acabe.

Martín relata que están haciendo más horas de lo debido y están llevando más habitaciones de las reglamentarias, tienen que dedicarle nueve minutos a cada habitación, no entiende como hay turistas que pagan hasta 500 euros por noche y una camarera deje una habitación en optimas condiciones en tan poco tiempo, “eso no es calidad de turismo” manifiesta.

Hoteles que se saltan el convenio

Los sindicatos denuncian que muchos hoteles se saltan el Convenio de Hostelería, pagando a los trabajadores de limpieza menos de lo que les corresponde por las horas que realizan. Esta situación de explotación y semiesclavitud es inadmisible.

Asimismo, las camareras de piso no solo tienen menos derechos que el resto de empleados, sino que su jornada laboral supera para la que fueron contratadas. Por este motivo, los sindicatos continuarán con sus acciones reivindicativas en distintos puntos de las zonas turísticas de las Islas.

El hotel Spring Bitacora en Arona llega a un acuerdo con las camareras de piso

El acuerdo establece una medición de los tiempos en el trabajo diario de cada una de las Camareras de Pisos del Hotel Spring Bitacora del 1 de Agosto al 31 de Diciembre, a través de una PDA que cada Camarera de Pisos llevara para establecer el inicio y final de cada una de las limpiezas de habitaciones en sus diferentes tipologías, lo que supone un muestreo fiable de más de 3.000 controles diarios de las diferentes Camareras de Pisos del Hotel Spring Bitacora.

El citado muestreo determinará una reunión en la primera quincena del mes de Diciembre para establecer que las medias de los tiempos tomados en las 3.000 muestras de controles diarios, (75.000 habitaciones aproximadamente), en las diferentes tipos de habitaciones y tipos de limpieza, sirvan para su análisis y adaptación del acuerdo actual de housekeapping a las medias determinadas por la toma de datos.

23 de agosto se iniciaba la huelga indefinida en el departamento de pisos del Hotel Be Live Experience de Lanzarote

El inicio del conflicto fue la externalización del departamento de pisos que recayó en manos de la empresa multiservicios GENSER S.L. cuya primera medida fue rebajar el sueldo de las trabajadoras casi un  40%, incumpliendo el Convenio de Hostelería de Las Palmas. Esta rebaja salarial se revirtió tras 27 concentraciones de protesta ante la puerta del hotel y varias denuncias presentadas por CCOO Lanzarote ante la Inspección de Trabajo.

Revertir la rebaja salarial le supuso a GENSER S.L. incrementar la nómina de las trabajadoras cerca de 500 euros por persona. Tras este varapalo tomó la decisión de disminuir la plantilla, aumentando así  la carga laboral y prolongando la jornada sin aumentar la retribución.

Estas trabajadoras llegan a realizar hasta 26 habitaciones diarias con 5 salidas de cliente (que suponen hasta 45 min cada una de ellas). Este trabajo deben realizarlo en apenas 6 horas de su jornada, ya que, también se le impone la limpieza de zonas comunes, cristales, etc. Esto supone que tengan que trabajar hasta 10 horas diarias para cumplir las órdenes de su parte de trabajo, incluso sin comer. Muchas necesitan medicarse para poder terminar estas jornadas maratonianas.

 

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram