Oasis Park Fuerteventura recibe a dos nuevas hembras de guepardo

Siv y Ruth.

Siv y Ruth, dos hermanas de cuatro años y diez meses de edad, llegan mañana jueves al parque procedentes de Holanda.

El objetivo del parque es introducirse en el Programa Europeo de Especies en Peligro (EEP), en el que se trabaja para asegurar la conservación de este felino.

La población del guepardo se ha visto reducida a poco más de 7.000 ejemplares en todo el mundo según diferentes organizaciones y la especie se encuentra catalogada como Vulnerable por la UICN debido a su situación de riesgo.

Oasis Park Fuerteventura recibe mañana jueves a Siv y Ruth, una pareja de hembras de guepardo (Acinonyx jubatus jubatus) procedentes del parque Beekse Bergen de Holanda. Las dos hermanas, de cuatro años y diez meses de edad, se unen a Jessica, el otro ejemplar de guepardo que habita en esta reserva de naturaleza de más de 800.000 m2.

Con la recepción de los dos felinos, el parque tiene el objetivo de introducirse en el Programa Europeo de Especies en Peligro (EEP), que se encarga de realizar análisis demográficos y genéticos para asegurar su conservación. Oasis Park Fuerteventura reúne los requisitos necesarios en cuanto a climatología, ecosistema, servicios clínicos y equipo profesional que harán posible el control, cuidado y conservación de los ejemplares de esta especie en riesgo.

El guepardo está considerado como Vulnerable según la Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) debido a su amenaza de extinción. De hecho, la población del animal terrestre más rápido del mundo se ha visto reducida drásticamente en los últimos años debido a la huella del hombre. La destrucción de su hábitat natural, la falta de presas y la caza furtiva, son los motivos principales que han acelerado la extinción de la especie. A esto se une que los  machos tienen un número muy bajo de espermatozoides, lo que dificulta la fecundación de las hembras, y que la variedad genética de los guepardos es muy pobre, hecho que acarrea problemas de salud y menores probabilidades de supervivencia.

Según la Cheetah Conservation Fund de Namibia (Fondo para la Conservación de Guepardos) la población de este felino ha pasado de los 100.000 ejemplares con los que contaban en el siglo XX, repartidos por toda África, Oriente Medio y Asia, a los 10.000 actuales. Otras organizaciones como la Cheetah Outrech rebaja la cifra hasta sólo 7.500 animales de esta especie.

Este dato es similar al ofrecido hace unos meses por la Sociedad Zoológica de Londres (ZSL), Panthera y la Sociedad de Conservación de Vida Silvestre (WDCS), que señalan que sólo permanecen 7.100 guepardos en todo el mundo, la última de las estimaciones disponibles hasta la fecha. Como ejemplo, el caso de Zimbabue, donde la población de guepardos ha caído de 1.200 a 170 animales en tan sólo 16 años, lo que supone la pérdida del 85% de los guepardos del país.

Esta situación requiere medidas urgentes de conservación, ya que sólo tres de cada diez guepardos en libertad superan los tres meses de vida. Los programas de conservación en cautividad permiten lograr una dispersión y mezcla mayor de la especie para evitar la desaparición del felino. Como comenta Soraya Cabrera, Directora de Conservación de Oasis Park Fuerteventura, “este tipo de programas garantizan una buena gestión genética y establece los intercambios de animales entre instituciones para maximizar el potencial de la especie, mucho más vulnerable de lo que se creía hasta hace poco”.

El jueves será un día feliz en Oasis Park Fuerteventura, que espera “aumentar el grupo de guepardos en el futuro para seguir trabajando por la supervivencia de este felino”, según afirma Cabrera. Las dos hembras de guepardo iniciarán a partir de ese día un proceso de adaptación y socialización para crear el grupo.

La importancia de los programas de conservación

Con el de los guepardos, son 71 los programas de cría en cautividad de especies mamíferos en los que están involucrados los zoológicos europeos para garantizar la supervivencia de las especies en peligro, que se materializan en los llamados Programas de Conservación.

Oasis Park Fuerteventura participa varios de estos programas, como el del Elefante Africano (Loxodonta africana) o la Gacela de Cuvier (Gazella cuvieri), con el fin de preservar su variabilidad genética, obtener una población demográficamente estable y potenciar una posible reintroducción en el medio natural, como ya ha sucedido en el caso de la gacela. Este proyecto de cría en cautividad permitió reintroducir 45 ejemplares de Gacela de Cuvier, de la que sólo existen unos 800 ejemplares en todo el mundo, en su hábitat natural en desierto de Túnez. Un año después, ha nacido en libertad la primera generación de esta especie tras casi 90 años del último registro en la zona.

 

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram