Investigan a una mujer en La Palma por conducir bajo la influencia cocaína y cannabis

La Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, en cumplimiento de las competencias encomendadas en materia de seguridad vial, ha procedido a investigar como presunta autora de un delito contra la seguridad vial a la conductora de un vehículo por conducción bajo la influencia de las drogas.

Agentes de la Agrupación de Tráfico pertenecientes al Destacamento de Santa Cruz de La Palma procedieron el pasado día 09 de marzo del actual cuando acudieron a la carretera LP-3, km.22, término municipal de los Llanos de Aridane, por el aviso de un siniestro vial, consistente en una colisión frontolateral entre dos turismos, con el resultado de tres heridos leves y daños materiales. Requerida la conductora para la realización de las pruebas de alcohol y drogas correspondientes, arroja  resultado positivo  en COCAINA y T.H.C. (cannabis), resultados que deberán ser ratificados por el laboratorio al que han sido remitidas las muestras de saliva para su análisis y determinación de la cantidad exacta de la sustancia.

Procediendo a informar a la conductora, de 30 años de edad, que será investigada como supuesta autora de un delito contra la seguridad vial por conducir un vehículo de motor bajo la influencia de las  drogas.

De los hechos investigados, se instruye las correspondientes diligencias que fueron entregadas  en el Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia del Partido Judicial de Los Llanos de Aridane.

Normativa aplicable

El capítulo IV del vigente Código Penal tipifica los delitos contra la seguridad vial y establece las siguientes penas por superar la tasa de alcohol establecida y que es la siguiente.

Artículo 379.2

El que condujere un vehículo de motor o un ciclomotor bajo la influencia de drogas tóxicas, estupefacientes, sustancias psicotrópicas o de bebidas alcohólicas será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o con la de multa de seis a doce meses o con la de trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, con la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años.