Intervienen en África 190 kg. de cocaína procedentes de Gran Canaria, en 2 contenedores

La intervención de la cocaína se ha realizado en Cotonou (Benín) con la colaboración de las autoridades policiales del país africano, la National Crime Agency (NCA) del Reino Unido y los cuerpos policiales españoles.

Se ha efectuado la detención en Benín de dos personas de origen nigeriano.

Las autoridades policiales de Benín, en colaboración con la NCA del Reino Unido y los cuerpos españoles de Policía Nacional, Guardia Civil y DAVA, en el marco de la operación BRYANT/ZARZA, han procedido a la aprehensión de dos partidas de cocaína de gran pureza, de 40 y 150 kilogramos, que se encontraban ocultas en dos contenedores con carga legal procedente de Sudamérica, los cuales debían realizar un tránsito en la isla de Gran Canaria.

Fruto del análisis constante que realizan las unidades encargadas de la reprensión del tráfico de drogas, se obtuvo informaciones que apuntaban a la inminente entrada en el puerto grancanario de La Luz de una partida de sustancias estupefacientes oculta en contenedores procedentes del puerto brasileño de Santos. Como consecuencia de estas informaciones, por parte de las unidades españolas se estableció una serie de servicios orientados a la aprehensión de las sustancias.

A raíz de los servicios policiales y del intenso análisis realizado por los investigadores en torno al denso tráfico de contenedores que a diario transita por el Puerto de La Luz, se tuvo conocimiento de que un contenedor sospechoso había salido del puerto de La Luz con destino al país africano de Benín, concretamente al puerto de Cotonou, por lo que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad españolas solicitaron la colaboración de la NCA y de las autoridades policiales de Benín para realizar la inspección del contenedor, dando como resultado la aprehensión de dos bolsas en cuyo interior se encontraban 40 paquetes de cocaína de aproximadamente un kilogramo cada uno.

Un mes más tarde, y gracias a la cooperación anteriormente reseñada, las autoridades policiales de Benín procedieron a la inspección de un segundo contenedor que había hecho la misma ruta que el anterior, con salida de Brasil, parada en tránsito en el Puerto de La Luz y destino final en Cotonou (Benín), dando como resultado la aprehensión de 150 kilogramos de cocaína ocultos entre la carga legal del contenedor, procediéndose a la detención de dos varones de nacionalidad nigeriana.