Alcalá acoge este viernes una jornada de concienciación sobre los desechos y el plástico

Habrá una limpieza submarina y talleres de educación ambiental entre las 10 y las 14h en el muelle de la localidad isorana. A lo largo de agosto se llevarán a cabo varias acciones de concienciación  en la costa del municipio.

El Ayuntamiento de Guía de Isora inicia este viernes una campaña de concienciación medioambiental sobre el uso del plástico, enfocada en sus consecuencias para el medio marino. Con especial interés en la costa del municipio, los objetivos son reducir la cantidad de desechos que se vierten al mar y promover el reciclaje.

Para mostrar los resultados de acciones comunes tales como dejar restos o bolsas en la playa después de una jornada de baño, la concejalía de Medio Ambiente ha organizado varias sesiones de limpieza de fondo marino que irán acompañadas de talleres con los desechos recuperados. La idea es concienciar sobre su alto impacto en el ecosistema marino. Además, en colaboración con voluntariado de la concejalía de Juventud y los hoteles Abama y Palacio de Isora, se realizarán acciones de recogida de residuos por la costa del municipio.

Las limpiezas de fondo marino serán en los núcleos de Alcalá (viernes 17) y Playa San Juan (viernes 24). Las fechas elegidas coinciden con la finalización de las fiestas, época en la que la aparición de restos en la costa se multiplica. Coincidiendo con cada limpieza, el Ayuntamiento impartirá sendos talleres en los que se expondrán los resultados de las limpiezas: anillas para latas, bolsas de plástico, botellas y envoltorios.

Para Francisco Baute, concejal del área, “desde hace unos años se ha convertido en un problema el aumento de desechos que vertemos al mar”, por ello resalta la importancia de “concienciar a la ciudadanía tanto de las consecuencias del aumento como de la solución: la reducción de su uso”.

Baute recuerda que la zona sur de Tenerife no es solo lugar de paso para mamíferos marítimos de gran tamaño. “Tenemos una población considerable, por ejemplo, de tortuga boba, una de las especies más afectadas por estos desechos. Las tortugas se alimentan, entre otras cosas, de medusas y en ocasiones confunden bolsas de plástico con alimento, lo que puede desembocar en muertes”.

 

Deja tu comentario

Tu dirección email no será publicada.


*