CD Tenerife, evocando fantasmas del pasado

La temporada futbolística continúa con su ritmo frenético en la que no hay un momento para el respiro. Una de las competiciones más igualadas y que más emoción desprende por los cuatro costados es la Liga SmartBank, en la que muchas escuadras sueñan con dar el paso de alcanzar el ansiado ascenso a la primera división del balompié español.

Este no es el caso del CD Tenerife con su nefasto arranque liguero, viendo mucho más cerca las posiciones del descenso directo a Segunda B que las de luchar por puestos de playoff. Tres derrotas consecutivas ante rivales directos, hacen que los insulares se encuentren en la zona baja de la clasificación, con tan solo dos victorias y once puntos, uno más que el Lugo, equipo que ocupa la primera posición de descenso en estos momentos. La máxima igualdad es la tónica de este torneo de plata, y la concatenación de varios resultados positivos pueden hacer que de un plumazo se alejen las pesadillas de estar en la quema toda la temporada y alcanzar cotas mayores.

Lo cierto es que la escuadra dirigida Aritz López Garai se encuentra en una situación límite después de dejarse remontar la pasada jornada por el Rayo Vallecano fuera de casa. Una nueva derrota en la próxima jornada ante el Racing de Santander caería dentro de la afición tinerfeña como un nuevo jarro de agua fría que minaría mucho las esperanzas de tener una campaña sin sobresaltos, y que pondría al entrenador vasco en la rampa de salida del club insular.

El Heliodoro Rodríguez López debe ser un punto a favor para que el conjunto chicharrero cambie de inmediato la tendencia tan negativa en la que está inmerso. Lo cierto es que por mucho empeño que ponga la afición y aliente a los suyos, será muy complicado que los chicos de López Garai consigan sumar algún punto si se repiten los errores defensivos a balón parado experimentados en Vallecas, y que a la postre les costaron dos goles y una nueva derrota.

El choque se presenta como un duelo fratricida entre dos conjuntos con muchas urgencias, ya que si el CD Tenerife necesita los puntos como el comer, qué decir de un Racing de Santander que llegará a las afortunadas ocupando posiciones de descenso, con tan solo una victoria y nueve puntos en su haber. Las casas de apuestas dan como claro favorito al conjunto local, si bien es cierto que todo puede acontecer en un partido de tanta tensión como el que se vivirá el próximo domingo para cerrar la duodécima jornada de la Liga SmartBank.

Dentro del estamento del CD Tenerife todos los agentes deben dar un paso adelante si se quiere dar la vuelta a la situación. En especial la parcela deportiva, que no está ofreciendo el rendimiento esperado cuando se confeccionó una plantilla pensada para luchar por los puestos nobles de la clasificación. Aquí radica uno de los principales problemas para tornar esta situación tan negativa de tres derrotas consecutivas y tan solo dos victorias en lo que va de liga.

 

Se el primero en comentar en "CD Tenerife, evocando fantasmas del pasado"

Deja tu comentario

Tu dirección email no será publicada.


*