Nuevo procedimiento mínimamente invasivo del HUC para operar la insuficiencia mitral

Se han intervenido cuatro pacientes y su recuperación y evolución ha sido muy favorable y rápida.

El equipo de Cirugía Cardíaca en colaboración con el servicio de Cardiología  del Complejo Hospitalario Universitario de Canarias (HUC),  adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, han llevado a cabo una intervención pionera en Canarias para reparar la insuficiencia mitral. La nueva técnica permite restaurar un adecuado cierre de la válvula mitral sin necesidad de parar y abrir el corazón, ni de conectarlo a una máquina de circulación extracorpórea, minimizando así riesgos, tiempo quirúrgico y tiempo de estancia hospitalaria.

Se trata de la técnica denominada implante percutáneo de neo-cuerdas mitrales por vía transapical que consiste en realizar una pequeña incisión de unos diez centímetros en la parte izquierda del tórax e introducir un  dispositivo para reparar la válvula mediante la creación de nuevas cuerdas que tensan y aproximan los velos mitrales, consiguiendo la reparación de la válvula.

Esta técnica se emplea para corregir la insuficiencia mitral , que consiste en un cierre inadecuado de la válvula mitral por un fallo  de los velos de la válvula, lo que ocasiona un reflujo masivo de sangre del corazón a los pulmones, pudiendo desencadenar un fallo pulmonar y cardíaco.

Ventajas. Indicaciones

La recuperación de los pacientes es más rápida y supone menor tiempo de hospitalización que la cirugía convencional a corazón abierto.

Esta técnica, como todas, tiene sus indicaciones y de ella se benefician un pequeño grupo de pacientes. Por el momento, se han intervenido cuatro pacientes y su recuperación y evolución ha sido muy favorable y rápida.

Para los responsables del servicio de Cirugía Cardíaca del HUC, “los buenos resultados de este procedimiento quirúrgico pasan por dos factores: una adecuada selección de pacientes y la experiencia del equipo quirúrgico multidisciplinar compuesto por anestesiólogos, cardiólogos especialistas en imagen, cirujanos cardíacos y profesionales de enfermería.” Señalan que en estos momentos la técnica está asistida por cirujanos externos de gran experiencia a los que el centro hospitalario agradece esta colaboración.