Curbelo pide al Estado el traslado de los migrantes llegados a La Gomera

El presidente del Cabildo lamenta que el Gobierno central no haya dotado a la isla de un centro de acogida temporal aún cuando hace ya dos meses que llegaron las primeras embarcaciones.

“Pedimos al Estado que nos aporte soluciones lo antes posible, por lo  que apelamos a su solidaridad para atender las necesidades de estas personas”.

El presidente del Cabildo de La Gomera, Casimiro Curbelo, ha urgido al Estado a trasladar a los migrantes llegados el pasado lunes al Puerto de Vueltas, en Valle Gran Rey. Así lo reiteró este jueves, después de recordar que el Gobierno central no ha dotado a la isla de un centro de acogida temporal.

“Ya habíamos advertido de que esto podía suceder. La Gomera no dispone de una infraestructura adecuada de acogida temporal porque el Estado se desentendió en su momento y, ahora, parece que no aporta una solución factible”, lamentó. “En noviembre fue el Cabildo quien acondicionó diferentes dependencias para albergarlos, pero ésta no es la salida adecuada. Necesitamos espacios adaptados, y más aún en estos tiempos de pandemia”, insistió.

Curbelo detalló que el pasado viernes explicó al delegado del Gobierno en Canarias las dificultades que existen en la isla para atender esta realidad. “Es una situación que ya conocen. La crisis migratoria en Canarias es una olla a presión y se va de las manos”, criticó.

Asimismo, manifestó su rechazo a las limitaciones de movilidad hacia el exterior que se están encontrando los migrantes, convirtiendo a las islas “en una cárcel, cuando lo que ellos quieren es marchar hacia Europa”. En este sentido, apeló a la cooperación con el resto de las comunidades autónomas para que se agilicen las derivaciones hacia estos territorios.

El dirigente insular precisó que aún son más de 7.000 los migrantes alojados en hoteles en Canarias, por lo que reiteró la coordinación de las políticas migratorias entre ministerios y con Europa para dar respuesta, lo antes posible, a los inmigrantes y a los propios canarios, ya que, a su juicio, esta crisis migratoria añade más complicaciones al inicio de la recuperación de los principales sectores productivos de Canarias.