El 98% de las lesiones cervicales están causadas por accidentes de tráfico

Lesiones cervicales.

Se acerca Semana Santa y, con ella, aumenta considerablemente el número de desplazamientos en carretera, por lo que se hace necesario incidir en la prevención de los temidos accidentes de tráfico recordando a la población que utilice los sistemas de seguridad necesarios en el vehículo.

El Dr. José Fuentes, responsable de la Unidad de Medicina General y Urgencias del Hospital La Paloma en Las Palmas de Gran Canaria recomienda cómo debemos actuar si presenciamos un accidente de tráfico y habla de una de las lesiones más frecuentes: el síndrome del latigazo cervical.

 Si piensa desplazarse en coche durante esta Semana Santa, ya sea en viajes largos o cortos, es importante tener en cuenta algunos consejos y previsiones a fin de evitar, en la medida de lo posible y según la DGT (Dirección General de Tráfico), un accidente de tráfico y minimizar los daños y lesiones que se puedan provocar en caso de sufrirlo.

El responsable de la Unidad de Medicina General y Urgencias del Hospital La Paloma en Las Palmas de Gran Canaria, José Fuentes, explica que “los primeros minutos después de que se produzca un accidente son claves para la supervivencia de las personas involucradas. Tanto es así que este periodo de tiempo también es conocido como la hora de oro”. De ahí que sea tan importante actuar con rapidez si presenciamos algún siniestro. Y hay que hacerlo siguiendo un protocolo que responde a las siguientes siglas: PAS, es decir, Proteger, Avisar y Socorrer”.

La parte de Socorrer es la más compleja y sensible. Es el momento de entrar en contacto directo con la víctima del accidente, reconocerlo, acompañarlo y tranquilizarlo, tratando de ayudarle en la medida de nuestras posibilidades. “La recomendación más habitual es no moverlo, casi bajo ninguna circunstancia”, explica el Dr. Fuentes. La labor fundamental en este momento será la de transmitir calma al accidentado, haciéndole sentir acompañado y protegido.

El latigazo cervical, la lesión más frecuente después de un accidente

El 98% de las lesiones cervicales en España están causadas por accidentes de tráfico, según datos de la DGT.  Esta  lesión  también  se  denomina  síndrome  del  “latigazo  cervical”,  porque se produce como consecuencia del movimiento violento que realiza la cabeza hacia  delante  para luego retroceder con  brusquedad en un vaivén o zig-zag, como  consecuencia de  la  aceleración  y desaceleración  que se  registra  durante una  colisión  y  que puede  provocar  daños  irreparables  en el  cuello. En el  curso  de  este  movimiento  brusco pueden  verse  afectados  músculos,  tendones, vasos sanguíneos, nervios o discos intervertebrales, que sufren estiramientos,  roturas  o  aplastamientos  de diferente grado. Alrededor de 250.000 lesionados son declarados cada año en España por esta patología, con un coste individual superior a los 5.000€.

Según explica el Dr. Fuentes, “el latigazo cervical no es grave, pero sí desagradable ya que puede provocar dolores, mareos y hormigueos en las extremidades”. Para una correcta recuperación los lesionados con latigazo cervical necesitan realizar rehabilitación, ya que asegura una mayor velocidad de recuperación y evita que se agrave. “Para mejorar la rápida atención, en nuestro servicio de Urgencias contamos con equipo médico especializado en lesiones de tráfico, entre ellos un médico rehabilitador exclusivo para el servicio de urgencias”, detalla el doctor.

Evitar este ‘latigazo’ es el objetivo del reposacabezas en el coche, un  elemento  de  seguridad  pasiva  esencial,  cuya  función  es  controlar  el  movimiento de la cabeza en caso de colisión, y  que  se  complementa  con  el  cinturón de  seguridad  y  los  airbags. Si  el  reposacabezas recoge la cabeza, el cinturón reduce el rebote y el airbag incrementa la  protección, por lo que es de gran importancia llevar el reposacabezas  correctamente  ajustado.  A pesar  de  ello,  los  datos  destacan  que  la mayoría  de  las  personas  hacen  mal  uso de este elemento y que lo normal es llevarlo demasiado bajo. También está demostrado que la combinación de reposacabezas y asiento  es  primordial  para  su  eficacia.

Secuelas permanentes si no se cumplen las recomendaciones terapéuticas

Las lesiones sufridas en una colisión que no son tratadas a tiempo se pueden cronificar. Aun así, explica el Dr. Fuentes, “el porcentaje de cronificación de las lesiones tratadas correctamente y en un plazo adecuado es prácticamente despreciable, como apuntan los estudios realizados”.

Destaca, además, que un 3% de los pacientes, tras ser diagnosticado y tratado por el médico, queda con secuelas tras el accidente por no cumplir con las recomendaciones pautadas por el doctor.

Recomendaciones para evitar accidentes de tráfico

Para el Dr. Fuentes reducir los accidentes de tráfico está en manos de los conductores. Tan sólo hay que cumplir unas reglas básicas como mantener la distancia de seguridad, la atención constante y respetar unas mínimas reglas de convivencia al volante.

“Ante todo debe haber respeto en la carretera. Así se reduciría en un 99% los accidentes de tráfico”, resalta.

Los primeros pasos en el Servicio de Urgencias

El Hospital La Paloma en Las Palmas de Gran Canaria cuenta con una Unidad específica para Lesionados de Tráfico con los mejores especialistas y la última tecnología para atender a cualquier tipo de pacientes, sea cual sea su estado. Cuenta con urgencias las 24 horas, pruebas diagnósticas, consultas con especialistas, rehabilitación, hospitalización y cirugía.

Los pacientes pueden elegir el hospital o centro donde quieren ser atendidos. En ningún caso esto es potestad de la aseguradora. En ocasiones la empresa de seguros impone a su asegurado el lugar a donde debe acudir para ser diagnosticado y tratado tras un accidente. Sin embargo, el asegurado es el que tiene la última palabra y será el seguro quien corra con los gastos de su tratamiento.

 

Se el primero en comentar en "El 98% de las lesiones cervicales están causadas por accidentes de tráfico"

Deja tu comentario

Tu dirección email no será publicada.


*