Los ladrones se salieron con la suya, porque la vida es así

Por Juan Santana.

Hola estimado lector, ¿Como nos encontramos?, espero estés bien, cargado de energía, con deseos de Vivir con mayúscula, con sueños por cumplir, que tengas algunos amigos de verdad que saben casi todo de tu vida y con quién aprendemos a escuchar y descargar. Gracias a Dios, al destino o a Rita la Cantaora, puedo presumir de tener especialmente buenos amigos, y siento ser muy afortunado, porque los Amigos Reales son un Tesoro Auténtico. Gracias por regalarme un poco de tiempo leyendo, porque el tiempo, es el tesoro más valioso del ser humano, el tiempo pasa y jamás volverá.

No escribiré dónde hacen las mejores tortillas (para mí), pero hoy viernes 13 de julio tengo el antojo de una buena tortilla y aparecen pequeñas historias, dignas de compartir, porque obligan a reflexionar. Estoy totalmente convencido, que en estos tiempos, el mal está por encima del bien, porque sobran pruebas en España, dónde el ladrón está aforado, por aquello de cumplir las leyes al raja tabla, porque las leyes están más a favor de los ladrones que de las propias víctimas. Son infinitos casos dónde podemos demostrar que los ladrones, tienen muchas oportunidades y comparto el caso del amigo Carlos, que está con el perro en la foto adjunta a esta carta.

Encontré a Carlos, después de muchos años, dedicado a la fabricación del compost, un producto para la tierra y las plantas, frutas y verduras y visité esta fábrica por el Parque La Reina. Allí estaba Aurelio, pero su foto salió de mala calidad y otro día sabrán cómo es su físico. Cuando aparece el gran perro presa de dos años, Carlos confiesa que tuvo que contratarlo, porque unos amigos de lo ajeno, robaron todas sus herramientas de trabajo. Logró saber dónde estaban, en Arico y cuando llamaba a la Guardia Civil, no llegaban y él mismo entró, pero los dueños de dicha nave en Arico, llaman a la Guardia Civil y vinieron. Pero por aquello de que sin orden de registro, no pudieron entrar, Carlos termina encerrado como el malo en la Comandancia y en el tiempo que estuvo encerrado, los ladrones, pudieron llevarse todos los materiales robados a otro lugar. Aquí dejo esto, usted opina.

Después por la zona de Llano del Camello, entro en una nave dónde venden productos de limpieza, dónde están Erik y Miriam siempre con su buen rollo. Pero hablando un poco más con ellos, resulta que el gerente es amigo mío, Alfredo…¡No me lo puedo creeer!, siete años sin verlo. Nos llamamos, nos alegramos de escucharnos y hemos quedado para una entrevista, porque desea hacer publicidad en este periódico, pero por encima de los intereses, están los sentimientos de los verdaderos amigos. Y termino, contándoles que he ido al cine a ver la última de Jurassic Park, invitado por mis amigos chinos, Zihan y Zixuan y reí mucho, viendo a Zixuan, tapándose sus ojos, porque era la primera vez que veía una película en pantalla grande. Todo esto comenzó con una tortilla y ahora toca reflexionar.

 

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram