Juan Santana | Recordando a Luciano de la Churrería Marcos en Los Cristianos. Arona

La madre de la hija de Luciano, su mujer, con todo el cariño del mundo dijo, “Si vas a publicar una foto que sea con pelo, porque a él le gustaba salir con pelos”. Dicho queda y con pelos busqué una imagen por las redes. Por lo visto, desde Junio están comiendo churros muchas personas con el respectivo chocolate, pero ha sido en Septiembre cuando alguien en el Puerto Colón, dijo esta noticia. Entonces, como amigo de Kike, hermano de la mujer de Luciano, he ido a echarle la respectiva bronca, por no haberme informado de dicha noticia. Ahora están abriendo de martes a domingo y descansan los lunes, pero solamente abren de siete de la mañana hasta la una o dos de la tarde. Estimado lector, gracias por regalar un poco de tiempo leyendo, porque el tiempo, es el tesoro más valioso del ser humano, el tiempo pasa y jamás volverá.

Mucho recordarán cuando tenían el chiringuito de la churrería frente al Centro Cultural de Los Cristianos, dónde íbamos a sentarnos en la terraza callejera, pero los envidiosos de turno, comenzaron a denunciar y los echaron de aquel lugar emblemático, cuando realmente no hacía competencia a nadie, porque churrería en Los Cristianos, creo que no había ninguna. Ahora no les diré dónde está la Churrería Marcos, porque muchos sabemos dónde está y quién quiera saber, que pregunte obviamente, porque el protagonista es Luciano en paz descanse, porque deseo escribir o hacer un pequeño o humilde homenaje. Si van a la Churrería Marcos, verán a sus familiares navegando nuevamente con el barco Marcos y en la pared, algunas fotos bien grandes, con la imagen de Luciano muy emotivas. Un ser querido jamás se olvida, pero la vida sigue su curso y podemos expresar con frases cortas como, “Con el tiempo, todos nos encontramos”.

Comparto algunas frases de Franois Mauriac, que dice, “La muerte no se lleva a los seres amados. Al contrario, los guarda y los ennoblece en la memoria. La vida sí que nos los roba muchas veces y definitivamente”. Una frase que me gusta de Sigmund, es “Recordar es el mejor modo de olvidar”, por eso me encantan las fotos de Luciano, que están colocadas en la pared de la Churreria. Y despido con la mejor frase que la escuché al antiguo párroco de El Fraile, Juan Carlos, “Lo triste no es marcharte, lo triste es no haber vivido” y Luciano dejó huella, dejó semilla, historia, fomentó la Educación que su padre, el amigo Marcos supo darle. La Vida sigue y Luciano sigue entre nosotros, con la gran decisión de seguir adelante con Nuestra Churrería Marcos. Un saludo a todos.

 

2 Commentarios en "Juan Santana | Recordando a Luciano de la Churrería Marcos en Los Cristianos. Arona"

  1. Es verdad echamos de menos a Luciano siempre bromeando, haciendo un día agradable, para los que que íbamos en la mañana que descanse en paz

  2. JUANITO , EN ESTO TIENES RAZON. ERA UN ELEMENTO DE MUCHO CUIDADO, MUY BUENA GENTE Y LOS CHURROS DEL 10.YO TENIA SU PUBLI.RADIO RUMBEROS .FRAN CO9RREA. GRACIAS.

Deja tu comentario

Tu dirección email no será publicada.


*